Reciclaje electrónico

Si has escuchado hablar sobre el reciclaje electrónico debes de tener en cuenta que la rapidez con la que la innovación tecnológica se ha desarrollado actualmente ha desembocado en que los aparatos electrónicos sean inutilizados y desechados a una frecuencia nunca antes vista; todo esto debido a que se vuelven obsoletos en muy poco tiempo, actualmente a este tipo de residuos se los cataloga como “basura electrónica” o también llamado “e-waste“; se lo define de esta manera a todo aquel residuo o desperdicio que proviene o tiene un origen en aparatos electrónicos o eléctricos.

Los aparatos eléctricos y electrónicos son cada vez más numerosos en nuestras vidas: grandes y pequeños electrodomésticos; equipos de informática y telecomunicaciones, aparatos electrónicos de consumo, de alumbrado, herramientas eléctricas o electrónicas, juguetes y equipos deportivos o de tiempo libre, equipos médicos, instrumentos de vigilancia o control o máquinas expendedoras.

Basura electrónica

Para poder comprender la complejidad del tema debemos mencionar que en las últimas decadas, se producen anualmente en todo el mundo un aproximado de 55 millones de toneladas métricas de basura electrónica; lo que supone aproximadamente 7,3 kilogramos por persona. Además, según estudios realizados esta cifra aumentará para el 2019 en un 33%.

Eso nos arroja como resultado que en el 2019 el volumen anual de basura electrónica será de unas 73,15 millones de toneladas; lo correspondiente a 13 veces el peso de la Gran Pirámide de Giza. Por lo que es de vital importancia tener conciencia sobre el impacto de la basura electrónica.

Desde que se inició la era digital el ser humano se ha visto más y más dependiente de la tecnología; para el desarrollo y mejoramiento de su calidad de vida, la tecnología y los aparatos eléctricos y electrónicos se han vuelto fundamentales en nuestro diario vivir. Este consumo exesivo de estos aparatos genera como resultante colateral una gran cantidad de residuos electrónicos tóxicos que afectan de manera significativa al medio ambiente. La chatarra electrónica es un tema coyuntural de gran importancia en nuestra sociedad actual.

Existen alternativas de almacenamiento de esta chatarra electrónica, ya que existen empresas que se dedican a extraer los metales preciosos que componen algunos de los dispositivos integrados a las tarjetas de los paratos electrónicos; aunque con la mala noticia de que estos tratamientos de reciclaje libera toxinas que polucionan la atmósfera. Para tener noción de la capacidad destructiva de estos residuos una sola batería de níquel cadmio contamina un aproximado de 600 mil litros de agua.

Ejemplos de basura electrónica

Electrodomésticos grandes y pequeños , equipos de informática y telecomunicaciones, aparatos electrónicos de consumo, de alumbrado, juguetes y equipos deportivos, equipos médicos, herramientas eléctricas o electrónicas, instrumentos de vigilancia o control y máquinas expendedoras pueden entrar dentro de la clasificación a continuación enlistamos más ejemplos:

  • Computadoras en desuso o desactualizadas.
  • Celulares desactualizados o dañados.
  • Televisores desactualizados, dañados o en desuso.
  • Motores en desuso o dañados.
  • Aparatos de comunicación averiados o en desuso.
  • Aparatos eléctricos varios en desuso o dañados.

Dado a que los elementos electrónicos se crean a partir de químicos con alto grado de toxicidad se vuelve fundamental que estos aparatos reciban un tratamiento adecuado después de que su vida útil haya concluido, ya que caso contrario estos químicos se regarían en el suelo causando daños irreparables en este, algunos de estos químicos son:

  1. Cadmio: Causa diarrea, fallas en el sistema reproductor, trastornos genéticos y cáncer.
  2. Mercurio: Provoca daño cerebral.
  3. Berilio:Causa cáncer pulmonar.
  4. Arsénico: Incluso en pequeñas dosis es letal para el ser humano.
  5. Cobalto: Genera trastornos y mutaciones genéticas.
  6. Plomo: Daña el sistema nervioso central, sistema cardiovascular, riñones y sistema reproductivo.
  7. Cromo: Provoca trastornos genéticos.

La contaminación que se genera en los suelos, pozos subterráneos y en genera es resultado de la falta de conocimiento y concientización en temas de preservación de la salud ambiental. Según estudios recientes el 70% de las toxinas que se desprenden de los tiraderos de basura, proviene de los desechos electrónicos.

Alternativas para reciclar basura electronica.

Chandra Sekhar Tiwary, investigadora postdoctoral de Rice del Indian Institute of Science de Bangalore, ha desarrollado un proceso de trituración el cual consiste en reducir los residuos electrónicos utilizando un molino criogénico de baja temperatura, convirtiendoles de esta manera en nano polvo.

conformando una mezcla homogénea de polvo (cuyos elementos no se combinarán entre sí) el nano polvo que es el resultado final de la molienda se le puede aplicar procesos en los cuales se consigue separar todos los materiales que lo componen, aproximadamente el 98% de los componentes son separables, de esta manera facilitando en gran medida el reciclaje.

Tanto las placas de los circuitos electrónicos, como los ratones y cualquiera de los componentes de un ordenador, pueden transformarse en nanopolvo que luego se separa con facilidad logrando un reciclaje más completo y eficaz.

Cómo se reciclan los aparatos eléctricos y electrónicos

Todo aquel individuo que adquiera un producto tecnológico debería tener conciencia sobre la contaminación que este aparato puede generar, plicando las tres erres del ecologismoque se aplican tambien a este tipo de residuos tecnológicos eléctricos y electrónicos:

Reducir en lo posible su uso de aparatos electrónicos, tener solo los necesarios para facilitar nuestra vida.

Reutilizarlos Dandoles un uso prolongado. Si todavía estos aparatos están en funcionamiento, se los pueden regalar a un amigo o familiar, donarlos a proyectos para que se aprovechen de manera solidaria o enviarlos a diversas iniciativas de Internet que permiten reciclar sin moverse de casa.

Reciclarlos: si el aparato no funciona y no es posible repararlos en los talleres de servicio, deberemos dirigirnos a centros especializados en reciclaje de desechos electrónicos. Hay que tratar de obtener aparatos electrónicos que sean ahorradores de energía, para evitar el consumo excesivo de esta.

Proceso del reciclaje electrónico

El proceso de reciclaje electrónico se da de la siguiente manera, una vez que hemos recolectado chatarra electrónica y nos hemos dirigido a una empresa especializada en este tipo de reciclaje, comienza la gestión de los residuos de los aparatos eléctricos y electrónicos, con el objetivo de rescatar los materiales de alto valor que componen a estos elementos, y tambien con el objetivo de dar un tratamiento eficaz a los químicos que también componen los aparatos eléctricos y electrónicos.

  1. Transporte y recogida
  2. Recepción del Material. Los electrodomésticos y aparatos electricos en general son acumulados en las empresas especializadas en este tipo de reciclaje, hasta llegar a un punto en el cual se dispone de suficiente cantidad de residuos para someterlos al proceso de reciclaje, siguiendo a cablidad con la legislación en vigor.
  3. Pesado. Antes de someter al proceso de reciclado de los residuos, se procede al pesaje de estos, con el fin de llevar un control absoluto del balance de masa, y poder registrar los datos necesarios para conocimiento de los operadores
  4. Tratamiento previo. El objetivo del tratamiento previo es el de aumentar el porcentaje de recuperación de los materiales, removiendo suciedades o materiales que dificulten o impidan el normal proceso de reciclaje.
  5. Tratamiento específico. Cada lote de chatarra electrónica necesita de un tratamiento especializado para poder obtener los materiales valiosos, el tratamiento que reciban los aparatos será determinado por el personal especializado en esta área. Por ejemplo se lo pueden someter a procesos como el cizallado o la fragmentación de los aparatos (mencionado anteriormente).
  6. Tratamiento posterior.  ya teniendo los materiales valiosos separados del resto de materiales, se los somete a procesos de refinamiento para su posterior venta en el mercado normal, ya que materiales como el oro o la plata, necesitan ser pesados y refinados pra poder comercializarlos.

Tenlo en cuenta

Como podemos observar, el proceso de reciclaje comienza en el momento en el que el aparato eléctrico y/o electrónico es desechado, recogido y transportado para su almacenaje y posterior tratamiento, y finaliza una vez obtenidas las materias primas, sin embargo

en nuestro país, esta cultura de reciclaje electrónico aún no ha tomado auge,  sin embargo es necesario que comencemos a tomar conciencia de lo importante que es el reciclaje electrónico y recordemos que el cambio inicia en cada uno de nosotros.

[Total:0    Promedio:0/5]